martes, 12 de marzo de 2013

Martínez, un capitán en el ojo de la tormenta


  • Lo resisten y él se defiende. "Es normal que el hincha esté cansado de mí", afirmó.

Cristian Martínez (35 años) está en el ojo cítrico del hincha. Vinculado al corazón albinegro hace más de una década, es la primera vez que siente en el cuerpo el desamor del hincha. Ha pasado por otros malos momentos, pero este parece ser diferente. "Es normal que la gente pueda estar cansada de mí, pero yo sólo puedo decir que soy un profesional que siempre luchó por la camiseta y que lo seguirá haciendo. Hay que sacar a Cipolletti de esta difícil situación".

Sucede que el Albinegro complicó el domingo su presente y futuro. Cayó en La Visera ante Rivadavia (1-3) y ahora se le hará cuesta arriba la reválida para mantener la categoría. El viernes, el equipo de Domingo Perilli enfrentará desde las 20 a Unión, en Mar del Plata. A Martínez lo insultaron desde la tribuna principal y, ya en el descanso, quien lo agredió verbalmente fue un plateísta que supo ser barrabrava. El capitán explotó, respondió, salió y se puso cara a cara con su agresor. Una reacción que no coincide con su personalidad. Un papelón del que se arrepiente.

¿El descenso? "No es miedo, es preocupación", admitió
la Bruja.
"Claro que estoy arrepentido y no lo volvería a hacer. Fue la calentura del momento. No soy un hombre agresivo. Ya pasó, está todo aclarado", relativizó.

Fue un momento lamentable.

Sí. Yo no creo que el hincha deba tener el derecho de insultar gratuitamente. Siempre entiendo la reacción del hincha, pero hasta ahí... No hay que olvidar algo: es un partido de fútbol, no la vida lo que se juega en la cancha.

¿Te sentís en el ojo de la tormenta?

No sé, pero es normal. Veo normal que el hincha esté cansado de mí después de 11 años. Todavía hay algunos que me siguen insultando por los penales que erré con Patronato (La Bruja erró en los 90' y en la definición desde los doce pasos). Eso pasó hace tres años y no los quise errar. Pero bueno, la locura del fútbol muchas veces no se puede detener.

¿Es cierto que dejabas el plantel por la salida de Rogger Morales?

No, pero sí es cierto que me dolió la salida, y que me sentí responsable de que tres personas (Morales, su ayudante Chiacchiarini y el profe Painecura) se queden sin trabajo. Porque fue después de perder con Unión de local, y yo cometí el penal en el final.

¿Pensás en dejar de jugar cuando termine la temporada?

No sé aún, lo voy a analizar con mi familia. Tengo ganas de seguir jugando y me siento en condiciones físicas de hacerlo, pero también aceptaría que los dirigentes digan que mi ciclo está cumplido.

¿Da miedo el descenso?

No es miedo, es preocupación. Somos varios en este plantel los que sabemos afrontar este tipo de 'finales' y sabemos lo que nos jugamos. Es mentira que no lo entendemos y que somos ajenos a eso, como dicen algunos hinchas y periodistas. Nadie más que nosotros entiende lo que pasa.

¿Hay alguna similitud con la temporada 2005/2006, cuando se descendió?

Creo que no, porque en ese momento la organización era deficiente, se hacía todo a pulmón. Hoy sólo nos tenemos que preocupar por jugar, porque cobramos en término, tenemos buenos micros, buenos hoteles... Por eso, nuestra obligación es darle a esta dirigencia la tranquilidad que ella supo darnos a nosotros.

Se habla de divisiones en el plantel...

Esa es una de las tantas pavadas que se dicen, que existen dos bandos, el mío y el de Manolo (Berra). Nada más lejos de la realidad. Desde ya, no somos todos amigos ni pensamos igual los 30, pero de ahí a que el vestuario sea un caos...

¿Cuál es la explicación personal a tamaño declive colectivo?

Creo que todo comenzó contra Brown en Madryn (ganaba Cipo 3-0, lo perdió 4-3). Es cierto que fue antes del receso, pero algo cambió desde ahí. Perdimos la confianza y bajamos el nivel. Hoy parece que todo está mal, porque no se gana, se juega mal, y es jodido cuando te acostumbrás a perder. Pero ojo, estoy convencido que con un triunfo todo cambia. No tenemos mal equipo, somos mejores que muchos.

¿Perilli era el DT indicado para este momento?

Creo que tiene más experiencia que el DT anterior. Cuenta con muchos partidos definitorios, tanto de descenso como de ascenso. Pero más allá del cuerpo técnico, esto lo tenemos que sacar adelante nosotros. La confianza vuelve con un triunfo, estoy convencido. Tenemos que absorber rápido el concepto que nos da Mingo, porque quedan 5 finales. Es clave algo en lo que nos insiste: nos pide que no nos volvamos locos cuando nos convierten, que no regalemos el partido antes de tiempo. Es difícil, pero es un momento para buscar el equilibrio y no desesperarse.
Río Negro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

CIPOPASION.COM - 17ma. TEMPORADA JUNTO AL CLUB CIPOLLETTI | fb.com/cipopasion | inst: @cipopasion | @cipopasionweb | Cipo Pasión Radio TV x FM Mural 91.1 y Cipolletti TV Lunes a las 20 hs.